sábado, 30 de junio de 2007

LLEVARSE A LA BOCA



La onicofagia (del griego onyx, ‘uña’ y phagein, ‘comer’) es el hábito de morderse o comerse las uñas de uno mismo y si te dejan la de los demás , normalmente asociado con el nerviosismo, el estrés, el aburrimiento, la angustia, o el hambre, aunque para esto último prefiero roer un hueso. También puede ser un síntoma de algún desorden mental o emocional, como por ejemplo las ganas de matar a alguien. Su nombre clínico es onicofagia crónica.
Morderse las uñas puede resultar en el transporte de gérmenes que se ocultan bajo las uñas a la boca o viceversa, llevando a la hinchazón del dedo y en casos extremos pus.
El mordedor compulsivo de uñas puede estar tentado a comer no sólo ésta sino también la cutícula y la piel de alrededor, provocándose heridas por donde sufrir infecciones micróbicas y virales. Dañarse la piel o uñas puede llevar a la ansiedad por la apariencia de las manos. El hábito crónico de morderse las uñas es perjudicial a largo plazo para la sustancia adamantínea frontal de los dientes, aumentando la caries en las zonas afectadas.
Se suelen utilizar antidepresivos, medicamentos para la tricotilomanía y el trastorno obsesivo-compulsivo, también pequeñas dosis de antipsicóticos usados para tratar la esquizofrenia. Es importante señalar que el que la persona esté tomando antidepresivos o antipsicóticos para tratar la onicofagia no quiere decir que el paciente sufra de psicosis, pero sí que le faltan caramelos en la bolsa .
Otra opción es tomar vitamina B (inositol), que reduce las ganas de morderse las uñas por medio del aumento de la serotonina en el cerebro. La serotonina está indicada en el tratamiento de desórdenes compulsivos y similares.
Muchos han encontrado en la terapia de conducta beneficios, tanto por sí solas o como complemento de los fármacos. La primera parte del tratamiento consiste en el cambio de hábitos. Éste es un proceso de cuatro partes que consiste en buscar la forma de «desaprender» el hábito y reemplazarlo por otro saludable. Además se aplica una terapia de control de estímulos para identificar y eliminar lo que estimula a cada persona a comerse las uñas.
Fuente : wikipedia


El chuparse el dedo es una respuesta normal a la ansiedad y el estrés en niños preescolares y asociado a la inseguridad o problemas emocionales. Mientras que chuparse el dedo es normal para bebés y niños que empiezan a caminar, este comportamiento debería reducirse a la edad de tres o cuatro años y terminar a los cinco años. Desafortunadamente, muchos jovencitos son lentos para romper el hábito, chuparse el dedo continuamente causa en los niños problemas dentales de importancia, de hecho, la actividad de chuparse el dedo produce problemas significativos con el masticar, el habla y la apariencia facial.
Chupar el pulgar, los otros dedos, orejas de la sábana o almohada, puede ser notado en pre-adolescentes, adolescentes o aun en adultos. Si hay problemas alimenticios asociados, aconsejamos almidonar las sábanas y almohadas en cuestión, si es posible con féculas de papa...
Mississippi Baptist Health Systems

4 comentarios:

marisa dijo...

Y COMO SE LLAMA CUANDO PADECES LAS DOS????????? mmmmmmmmmmmm ....mejor no me lo digas!!!!!!!!! jajajajajaj

Juancho dijo...

ansia oral........!!!!

girl_death_lover dijo...

wow!!
yo tengo esta mania :o
La mayoria de las personas que padecemos esta mania o esta enfermedad como la llaman muchos tienen otro justificativos, segun la medicina oriental o alternativa, todas las enfermedades, manias, o fobias, se deben a silencios del alma o sentiemietos reprimidos hacia algo o alguien... en el caso de comerse las uñas, se debe a frustracion, miedo y rencor u odio hacia algunos de los padres...
No se si creeras en esto, pero son otras alternativas y porque no para tenerlos en cuenta!
besos y segui asi tu blog esta muy interesante.
(:

Juancho dijo...

Así es chica amante de la muerte ........!!!!!!, si creo en eso y en muchas cosas más .....
Silencios del alma que van agrandando el cono de sombra ,represiones que sólo encuentran su lugar en la angustia ...., frustración por no verse potente,miedo por no comprenderse como una integridad, rencor u odio hacia otros no es el problema....
Creo que detrás de una manía , en algunas personas, es la forma de mantener latente un gran deseo , el deseo de SER....., de SER más allá de toda esta manifestación de la materia , es otra forma de ser amante de la muerte .........

Un gusto de conocer algo de tí....