viernes, 30 de marzo de 2007

EL TIEMPO



Siguiendo la tradición del "habitus humanum", aquí tenéis el Alarm Clock, otro despertador diseñado exactamente para lo que están diseñados todos los despertadores del planeta: joder , encabritar , despertar y enloquecer . Pero éste, como tantos otros engendros demenciales antes que él, está especialmente diseñado para tocar la bestialidad que llevamos y por ello despierta mucho más. Vaya si despierta: cuando llega la hora, dispara las piezas de su mecanismo por el aire en forma de otros relojitos(tiempo dedicado a lo que creemos que es importante hacer en el día ) y se pone a sonar hasta que encuentras las piezas y resuelves el puzzle. O lo tiras por la ventana. Es el regalo perfecto para alguien que quieres que deje de ser tu amigo, funciona con dos pilas AA y estará a la venta a finales de tu tiempo .

2 comentarios:

marisa dijo...

pensar que le regale uno a daniela para su cumple ...para que no se quede dormida!!!!!!la que durmio con el regal9o fui yo!!!!!!! jajajajaja

RELOJ NO MARQUES LAS HORAS LALALALALAL...POR QUE YO SIN SU AMOR NOS SOY NADAAAAAAAAAAA!!!!

Juancho dijo...

este ni siquiera te dejaría dormir